Cómo llegó la noche.

Sería muy bueno que finalmente la Revolución cubana admitiera que tiene mucha oposición política, pacífica, civil, de cubanos dentro y fuera de la isla. Porque con mucho cinismo “la Revolución” desde el inicio se negó a admitir que tenía en su propio país “problemas políticos”. Es más confuso, tarda más tiempo en descubrirse la mentira, si se presenta la campaña contra la disidencia como que el Estado tiene “urgencia de patriotismo”, “peligra la soberanía”, “el nacionalsocialismo (comunismo) es la alternativa más progre”, y que esas personas que se oponen a un partido político y a un dictador son “mercenarios” sin voluntad ni corazón. Pero todo eso es falso y la honestidad todavía puede ser útil, no para “la humanidad” sino para cada persona humana, pequeña e infinita, con derecho, con valor. Si tener fe, esperanza y amor en la vida no tuvieran sentido, si fuera preferible callar, mirar hacia otro lado, olvidarse de ser el protagonista de tu propia vida, hacer realidad los sueños. ¿Por qué Cristo, el Dios en que yo creo, se lo tomo tan serio que hasta… Por una razón muy poderosa se dejó torturar hasta la muerte en la cruz. Ser matado por las maldades de que somos capaces y que solo Él podía perdonar. ¿Hay que renunciar a que este mundo sea un lugar para habitar en bienestar y seguridad? ¿Tienen que seguir gobernando los bárbaros, mientras nos refugiamos en la religión pero no somos capaces de actuar con fe en la vida?
Tantos muertos en la colectivización stalinista, tanta doctrina marxista genocida para justificar la lucha de clases, ¿Quién puede ser de izquierda hoy en día sin admitir que es cómplice o culpable de genocidio? No vale la pena ni recomendar a los estúpidos del mundo que creen en la bondad del socialismo que vengan a mi país a ver los resultados, porque recientemente descubrí que hay personas que necesitan ser sumisas, serviles, administradas, racionadas, justificadas de sus envidias por quedarse al margen de sus deseos, cualquier cosa que Dios sabrá y por eso quedan marxistas en el mundo.
Ya nadie puede creerse el cuento de la justicia socialista porque Wilman Villar y Zapata Tamayo eran hombres muy humildes, que no obtuvieron ningún respeto a sus derechos cuando lentamente fueron matados. La izquierda no es humana, es fascista. El fascismo es la extrema izquierda y el comunismo es fascismo. Hubo un Hitler porque existió un Lenin y un Stalin. Esa es la verdadera causa de la segunda guerra mundial, el aprovechado discípulo alemán de la ambición Kominter y los campos de exterminio soviéticos, con la novedad del nacionalismo, pero no hay que olvidar que el nacionalsocialismo es otra forma de socialismo, no menos sanguinaria que el comunismo. Es la peor estafa y los que la mantienen en alto como bandera en el mundo o están muy frustrados y son asesinos seriales enmascarados, o los pobres: son idiotas, y los idiotas no pueden guiar el destino de millones de personas.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Cómo llegó la noche.

  1. Muy buen análisis, mejor que una fotografía, el artículo es el resumen del régimen totalitario castro-comunista existente en una Isla de Caribe llamada Cuba.
    El nazismo, el fascismo y el falangismo, fueron tambien totalitarios pero actuaban de frente, sus garras la enseñaban desde el principio pero los régimenes comunista que a veces se hacen llamar tambien socialistas son asolapados, se muestran bajo la hipocresía del derecho e “igualdad plena a la clase trabajadora”. Todo lejos de la verdad, ganan tiempo con falsas promesas que el trabajador de incauto cree en ellas, luego los oprimen hasta quitarles todos sus derechos. Aunque el artículo resume todo lo expuesto, este Blog lo ven muchos latinoaméricanos que se dejan embobar por las falsas promesas como las del Hugo Chávez, el Evo Morales, el Daniel Ortega, el Rafael Correa… y otros espécimenes.

  2. Francisco V dijo:

    Lilia.
    La medicina para tu hijo ya esta segura junto con las demas , te llagara en el mes Marzo.

    Por Cuba

  3. michelsetu dijo:

    Totalmente de acuerdo en cuanto a la existencia de una oposición política que no puede ejercer sus libertades en Cuba. Luego que te haces un lío importante con Dios mezclándolo con Stalin; hitler y lo que te rondaré morena. Tu refugio en la religión puede valer para afrontar tu historia personal, pero tampoco tomemos la religión, incluso la tuya, como faro del progreso humano.
    De hecho, los regímenes totalitarios no son muy convincentemente explicado por unD Dios que creo al hombre a su imagen y semejanza; bueno, las barbas de Castro y Jesús pueden parecerse, pero su hecho revolucionario, por llamarle algo a esta gastada palabra no se sostiene. Demasiados anticristos muestras. La pregunta de porqué permitió Dios el genocidio judío entraría en tu misma sucesión de causalidades: Existió Hitle por Stalin o porque también existieron los judíos. Y así hasta el fin. Cuba no pudo morder de la manzana del pecado, porque no crecen las manzanas en Cuba (carísimas en Palco, congeladas de Austalia). Ni dejan pecar a los cubanos. No a la sacralización del humanismo, sí a las manzanas, no al totalitarismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s